martes, 10 de diciembre de 2013

¿Cuál es el origen de los sinónimos?

¿CUÁL ES LA ETIMOLOGÍA DE LA PALABRA SINÓNIMO?
Previamente, veamos algunos datos sobre etimología. La etimología es la ciencia que estudia la procedencia y derivación de las palabras procurando establecer las causas y circunstancias de su proceso evolutivo; dicho de manera concreta, la etimología es la historia de las palabras.
El propósito de la etimología es seguir la pista de cada palabra hasta su origen más remoto, para hacer conocer al hablante la evolución de la lengua.
Lo más importante de la etimología es que nos permite reconstruir el significado de las palabras con mayor autenticidad y veracidad semántica, porque conociendo la etimología de las palabras podemos precisar sus significados. Gracias a la etimología podemos definir las palabras con mayor claridad. La etimología es también útil en cuanto sirve de puente o recurso nemotécnico para recordar palabras recién aprendidas.

En ese sentido, veamos el origen etimológico de la palabra sinónimo. Esta palabra, de uso muy arraigado y cotidiano, proviene de dos voces griegas: el prefijo SYN, que quiere decir "con" o "conforme", y la raíz ONOMA, que significa "nombre". Ambas voces han dado lugar a la formación de muchas palabras del castellano. En el primer caso, podemos citar a los términos SINCRÓNICO (conforme al tiempo) y SINFONÍA (conformidad de sonidos) y en el segundo caso, a los vocablos ONOMÁSTICO (relativo al nombre) y ONOMANCIA (adivinación a través del nombre).

En conclusión, la palabra sinónimo significa etimológicamente "conformidad de nombres", lo que podemos interpretar como equivalencia o afinidad de significados.

Veamos algunos ejemplos: ABSOLVER, que significa declarar o considerar a alguien libre de alguna acusación. Culpa es sinónimo de EXIMIR, que es librar, desembarazar de cargas, obligaciones, cuidados, culpas, etc. La palabra LÍDER, cuyo significado es jefe o conductor de un partido político o de un grupo social, es sinónimo de CAUDILLO, quien dirige o tiene mando sobre la gente, particularmente en la guerra. Y el término AFLIGIDO; que califica a la persona triste o angustiada moralmente, es sinónimo de CONTRITO, que es el que siente dolor o arrepentimiento por haber ofendido a Dios. En los tres ejemplos citados decimos que existe sinonimia, pues hallamos cierta conformidad o coincidencia de nombres, entendida no como la semejanza en la forma de las palabras, sino como la afinidad que existe entre sus contenidos o significados.

Etimológicamente, sinónimo es "conformidad de nombres", lo que se interpreta como equivalencia o afinidad de significados

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada